Imágenes con frases y mensajes de amistad en ingles

La vida puede ser cotidianeidad, seguridad, recursividad; pero también mucho de aventura, esperanza, apuesta, modificación, grandes saltos que nos convierten otra cosa de lo que éramos. Podríamos decir que casi siempre hay un agente que funge en tal transfiguración. La amistad, en ese sentido, es necesaria y es un ejemplo perfecto ¿No nos saca de los pensamientos lóbregos por lo menos unos instantes? ¿No nos hace la vida más simple a tal punto de semejarla a un hogar cálido? ¿No nos da fuerza para seguir adelante cuando las energías ya languidecen? Sí, la amistd es todo eso y mucho más, por eso la premisa será siempre la misma: cuidémosla. A continuación te mostramos imágenes con frases y mensajes de amistad en inglés.

Imágenes con frases en inglés sobre la amistad

La amistad es un mundo hermoso, fructífero, maravilloso e indispensable. La idea de indispensabilidad indica que sin eso las cosas no resultarán para nada buenas, porque lo necesitamos claramente. La amistad en ese sentido puede desarrollarse en cualquier idioma, porque va más allá del idioma.

Un amigo siempre está. De hecho, su definición exacta es su perfecta permanencia ¿Pero podrá estar presente siempre? No precisamente, eso lo deberemos entender; pero sí su preocupación, su cuidado y cuestiones por el estilo. Nos sentiremos siempre protegidos naturalmente.

La vida es mejor con amigos, siempre. De hecho, la vida es el fundamento siempre, aunque los condimentos los tenemos que ir incorporando nosotros, constanemente. Al existir se lo sazona de la mejor manera, porque así debe ser devorada la vida.

 

La distancia nunca será una excusa cuando los motivos son importantes. Digamos que los obstáculos en la amistad sirven mucho para medir las amistades, conocer, aunque duela, el grado de profundidad de ese sentimiento y lo que está dispuesto a realizar el prójimo por uno.

La vida no tiene que ser seria siempre o solemne. La vida con excesiva etiqueta aburre, hastía, cansa demasiado. No, lo mejor es divertirse, aprender que mucho de lo que hacemos es un gran juego. Los amigos ayudan muchas veces a comprender semejante tesitura.

El amigo lo merece todo y lo deseamos todo para él. Digamos que la amistad nos vuelve bastante más abnegados y empáticos. Sí, se podrá decir que es una empatía selectiva, que no la podemos expandir a todos lados; pero algo es algo. Luego veremos si semejantes sentimientos son extensivos o reducidos. También dependerá de la persona.

Y estar junto al ser querido en las malas. Porque las buenas abundan, son bellas circunstancias, digamos que es hasta un placer; pero de vez en cuando necesitamos de esa ordalía de la amistad, de ese sufrir aunque sea un poco porque nosotros lo hacemos.

La amistad parece simple a la vista, pero sabemos que no lo es. Es sumamente camaoléonica y cuando pensamos que ya existe nos llevamos grandes fiascos como a la inversa. Tal vez, como todo amor, no tenga reglas, prescripciones evidentes o cuestiones por el estilo. Simplemente la vivenciamos y la desarrollamos en el mismísimo andar.

No se puede estar siempre juntos. Hay amistades que por razones de fuerzas y existencias divergentes se pierden un poco. Pero justamente la amistad también es eso: separarse y que nada cambie, hacer caso omiso a la temporalidad perdida y seguir así, adelante, con más ganas.

Por lo tanto cuidemos a la flor más hermosa del jardín. No demos por descontada la amistad, no la regalemos al primer postor, porque hasta estratégicamente no nos conviene. El mundo es una criatura difícil y sabemos que con amigos las posibilidades de triunfar y ser felices siempre se decuplican.

A veces el tesoro está frente a nuestros ojos, quizás tapado por lo caliginoso de nuestro mirar. La felicidad es un abrazo de mamá, una tertulia con amigos, un buen lindo; de eso se trata y suponemos que siempe se tratará de tópicos similares. Por lo menos para el ser humano actual.

La realidad por esencia es devenir, transformación, algo que acaece para luego no acaecer más ¿Dónde está lo eterno? ¿Desesperamos por la fijeza? La amistad, pese a que también cambia, puede reservar un poco ese quietismo tan necesario en su buena dosis.

La familia no se escoge; simplemente caemos, para bien o para mal en ella. Las amistades en ese sentido son elección propia, sea conciente o inconsciente. De hecho, la amistad se refresca en cada paso, ya que en un instante decidimos redundando si merece seguir adelante o no. Pensemos un poco eso; una epifanía sucederá al respecto.

Cada idioma tiene su rítmo, musicalidad, cadencia, incluso sus vueltas de tuerca sumamente particulares. Quizás en el inglés no encuentres definiciones de amistad que te arroben el alma, pero si cierto sabor propio muy hermoso a partir de su sencillez, por lo menos aparente.

Si amamos no nos quejamos de la distancia, complicaciones ni obstáculos sea cual sea su índole. Simplemente se lucha por lo que se quiere y punto. No hay vuelta que darle al asunto.

El amigo observador podrá percibir tus incordios y malestares por más que no los expreses. De hecho, podemos decir que es un hermoso tamiz, sumamente preciso, el vislumbrar como un auténtico amigo no se queda con lo proferido en la superficialidad, sino que analiza cualquier clase de gesto como el más diestro terapeuta.

Somos lo que somos gracias a los otros. Pensar que la autoafirmación y autosuficiencia es eterna es un gran problema. Con esto no decimos que te conviertas en un niño dependiente, sino que retengas que muchas veces tu estatua se erige a partir de los fundamentos de seres queridos ajenos. Símbolo de honestidad y sobriedad es reconocerlo.

Decimos que el corazón se graba porque justamente simbolizamos ese órgano como el de amor o pasión por antonomasia. Si alguien deja una gran huella ahí el resultado automático son pensamientos recurrentes, ideas fijas acerca de ese individuo. Naturalmente los amigos ocupan ese sitio tan sustantivo. Cuesta ganárselo y debe ser así.

Simplemente hablar con un amigo es la mejor terapia. Está claro que un problema adquiere objetividad cuando lo proferimos y debatimos acerca de éste ¿Qué mejor que hacerlo con un oído atento y una boca sin tapujos? El amigo escuchará, inquirirá, aconsejará y nosotros, de paso, nos sentiremos aliviados, con un peso menos.

Los buenos momentos son coyunturas que muchas veces están compuestas por otros seres humanos y lo que pensamos de ellos. La amistad en ese sentido son el bagaje enorme, infinito de lo que nos apoya y sacude para seguir adelante en cada instante. Cuidemos al amigo, apreciémoslo y nunca desestimemos sus consejos, ya que muchas veces nos conoce mejor que nosotros mismos.

Amor, eso sucede en la amistad. Sí, suena a palabra fuerte, casi coto reservado en los amoríos. Pero la verdad es que no es así, porque la amistad es un tipo de amor, quizás el más difundido en todo el planeta.

Como toda relación intersubjetiva, el amor de la amistad se desenvuelve con la demostración. Nada de fueros internos o conciencias ávidas en el mutismo. No, el prójimo debe ponderar en el accionar cuánto lo necesitamos y queremos. Si lo pensamos no es complicado, aunque sí llevarlo a cabo si hay mucha hesitación.

Esperamos que estas frases en inglés sobre la amistad hayan sido de tu agrado, querido lector.

 

 

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *