Poemas cortos de amor románticos

Rate this post

¿Qué es un detalle? Un regalo, un presente, cualquier cosa, incluso no siendo objeto, que rompa con el esquema del cotidiano vivir. Una relación amorosa estando en su aurora o bien consolidada necesita los detalles y la poesía lo es. Aquí te damos una pequeña colaboración para que sorprendas a tu mujer, esposa, novia o simplemente chica que te agrada: poemas cortos de amor románticos y cariñosos.

Poemas de amor para conquistar a una mujer

  • Eres mi lucero en la noche, mi pensamiento recurrente. No te dejaré ir a menos que tu quieras.
  • Agradezco eternamente la oportunidad de haberte conocido, de sentirte, de tocarte, de cuidarse; eres todo lo que buscaba.
  • Ya no duermo, ya que hace rato la realidad, contigo, supera a los sueños.
  • Te amaré siempre y más si puedo. No importa las primaveras que pasen; no importa los inviernos que soportemos.
  • Desde que te conocí, la vida es mucho más bonita. Me das energía para seguir adelante, para levantarme cuando caigo, para atreverme con lo que venga de frente… una sonrisa tuya basta para no tenerle miedo ni a la muerte.
  • Hermosos son tus ojos, suave es tu boca, y esto que siento por dentro, necesito confesártelo ahora.
  • Pero cómo no voy a quererte, si cada uno de mis pensamientos llevan escrito tu nombre.
  • Cuida tu amor, pues es lo más bello que te ocurrirá jamás, pero ten cuidado porque es muy frágil, y si lo quiebras será imposible de reparar.
  • No podría comparar la belleza tuya con la de las flores, porque seguro las últimas se pondrían celosas.
  • El amor es un deber también, una responsabilidad, ya que radica en el respeto hacia la otra persona y, naturalmente, yo lo tengo hacia ti.
  • Te veo poco, pero te pienso demasiado.
  • Quién fuera sol para entender el amor, que tanto ilumina, que tanto calienta el corazón.
  • De pequeño me enseñaron que que robar no está bien, y en mi vida lo haría; pero fue verte y pensar “con inmensas ganas su corazón robaría”.
  • Si los árboles tuviesen tu rostro, me iría a vivir al bosque.
  • Si amarte es delito, que me detengan, me juzguen y por quererte me obliguen a cumplir mi condena.
  • Tienes tanta dulzura, hermosa, que si te besara me causarías diabetes.
  • Eres mi locura, todo lo que quiero, todo lo que necesito; gracias por hacerme sentir completo.
  • El único sueño que tengo ahora es hacerte despertar cada mañana a mi lado.
  • Siempre entendi el existir como carencia, falta, incompletud; hasta que te vi. Supe en ese instante que podría encontrar mi contraparte.
  • La naturaleza de la vida no radica tanto en el tiempo, sino en la calidad. Los momentos contigo, en ese sentido, son cualitativamente supremos.
  • Si debo luchar por tenerte, lucharé; si debo sudar trabajando para conquistarte, lo hare. No temo; estoy seguro. Te quiero demasiado.
  • Existen personas que amamos desde el primer momentos que vislumbramos. No podemos decirlo; nos tomarían por loco si supieran que las conocíamos en otras vidas, en otras circunstancias o realidades. Eso me pasa contigo, mujer.
Ver También   Frases de canciones e imágenes de Romeo Santos para compartir

Poemas de amor para una novia

  • Eternamente me vas a poseer. Hasta que mi cuerpo se convierta en cenizas, mi alma te será fiel.
  • Si amar es pecado en la cárcel pagaré, pero aún entre rejas nunca te olvidaré.
  • Te quise ayer, te quiero hoy, y si tú me dejas, siempre te querré, mi corazón.
  • Me iluminas cada mañana, coloreas todos mis días, por eso te dedico estas palabras, te quiero vida mía.
  • Mi cuerpo dejará de amarte, porque moriré cuando mi corazón deje de palpitar, pero mi alma te amará eternamente, y jamás te podrá olvidar.
  •  No es necesario escribir frases de Neruda ni versos de Bécquer, solo tienes que ver mi corazón, que se muere por verte.
  • ¿Cómo romper la rutina? ¿Cómo quitarle el polvo a lo repetido? Sin embargo, eso no me sucede contigo. Incluso en la repetición absoluta encuentro tu belleza particular, tus modos que me embelesan y tus maneras que me encantan. No hay necesidad de cambiar nada.
  • Quiero quererte hasta la eternidad. No me sale de otra forma; solo puedo pensar nuestro amor como absoluto.
  • Proyectaré contigo viajes, bodas, hijos, hogares; todo lo que sea necesario, porque sé que siempre te querré a mi lado.
  • Juntos a la par, luchando contra la corriente, enfrentando las peores tormentas; siendo felices a nuestra manera. Así siempre fue, es y será.
  • Guapa, tu perfección es más perfecta que las mismísimas matemáticas.
  • Cada día que más me alejo de ti, más te pienso, pero cuanto más rondas por mi cabeza, más cerca te siento.
  • Es bueno en el amor, a veces, practicar la desnaturalización. Te desnaturalizo, puedo pensarte auroralmente y me siento sumamente afortunado, como esa primera vez que te conocí y quedé prendido por siempre a tu amor, a tu yo, a esa totalidad hermosa que eres tú y que nada le falta.
  • Gracias por un nuevo día en este mundo contigo, siendo tu novio, tu amigo, tu confidente, tu amante; tu, espero, todo.
  • Si supieran lo mucho que te pienso seguramente me detendrían por acoso.
  • Agradecer a la vida, en el amor, no alcanza. También trato de agradecerte a ti por cada paso que doy con seguridad, por cada sonrisa que se me escapa intempestivamente, por cada objetivo cumplido, ya que en cada pequeña proyección mía tu sombra protectota, amada mía, está presente.
  • Suelen decir algunos que del amor se cansan, que las jornadas son aburridas, iguales, monótonas. Contigo no me pasa, contigo es como estar en el paraíso; es ser parte y protagonista de la película más maravillosa de la historia, de las historias de amor.
  • En todo el día no te vi y ya te necesito. Te has vuelto un vicio, una droga indispensable, una suerte de terapéutica que todo lo cura.
  • Eres la persona que hizo recuperar mi confianza en el amor, querida, el ser que recompuso mis partes totalmemte desperdigadas en lo infinito del cosmos.
Ver También   60 imágenes graciosas sobre el amor

Poemas de amor cortos para una esposa

  • Admiro tu valentía, tu bravura y alevosía, no te rindes ante ninguna adversidad, siempre luchas hasta el final. ¿Cómo no me ibas a enamorar?
  • Tu mirada es una explosión de sensaciones, dulzura, atrevimiento, ternura, calidez, travesura, osadía… con una sola mirada me seduces, vida mía.
  • Si no estás a mi lado, nada vale la pena. Sin ti no soy feliz, es mi condena. Cariño mío, vuelve a mí, te lo suplico, esta soledad me quita las ganas de vivir. Te necesito.
  • Eres la persona que me anima, la persona que me quita el dolor, cada vez que me mimas, entiendo el significado de la palabra “amor”
  • Te conozco como una amiga de toda la vida, pero te amo con toda mi alma.
  • Llegado un tiempo en una relación se conocen las muecas, los gestos, incluso las más nimias gesticulaciones. Ya somos uno para el otro y eso es lo más hermoso que existe, querida esposa.
  • La vida que he vivido contigo, los años que llevamos juntos, nadie me los quitará. Son los bienes más preciados, esos que con mucho gusto me llevaré a la otra vida.
  • Sin embargo, lo digo, lo repito y lo confirmo, con esta vida no me alcanza ¿No me alcanza? Sí, no me alcanza, porque mi amor es eterno, absoluto, lo quiere todo, absolutamente todo. Es decir, te quiere a ti, querida esposa, por siempre, más allá de la mismísima muerte.
  • No pienso en el fin de nuestra relación nunca, ya que el ser humano, como animal de placer, nunca dejaría de estar en la realidad que tanta felicidad le da. Eso me haces sentir, mi amor, a cada hora, segundo, minuto.
  • ¿Se puede enamorar uno después de tantos años? En realidad, la pregunta es incorrecta: yo nunca dejé de enamorarme de ti, por todo lo que significa, después de tantos años.
  • Eres mi felicidad, la risa de cada mañana, la del código en complicidad, la del amor despacito, la que todo lo soluciona. Gracias por tanto, hermosa esposa.
  • ¿Nos veremos otra vez en otra vida? ¿Nos reconoceremos bajo otros ropajes? ¿Las miradas se volverán a cruzar y quedarán perseguidas la una de la otra nuevamente? Yo espero, realmente, que sí.
  • No entiendo a quienes se cansan del amor por la cantidad de años que llevan en pareja. Yo solo encuentro en ese vínculo paz, sabiduría, amistad, risas compartidas; en fin, momentos hermosos. Solo palabras de agradecimiento tengo para ti, querida esposa.
Ver También   Imágenes con frases cortas de los mejores pensamientos cristianos

Poemas cortos espectaculares para conquistar a cualquier mujer

  • Eres mi sueño y mi dolor, eres un sueño doloroso. Porque te pienso y construyo mundos, castillos y cielos; pero en el mismo reflexionar siento que no te tengo y temo como si fuera un niño.
  • Ojalá que el destino nos cruce y nos junte. Por mi parte, daré todo lo que está bajo mi poder para que eso suceda.
  • Hoy, mi corazón me ha confesado que me abandona, que ya no quiere nada de mí, que se marcha contigo.
  • A pesar de los cientos de kilómetros que nos separan, mi mente no deja de recordarte, y parecer que te tengo tan cerca, es muy reconfortante.
  • Quién fuera un barco para naufragar en lo más profundo de tu corazón…
  • Si algún día te encarcelan por asesinato, recuerda que me mataste a mí, porque cada vez que te veía me dejabas sin respiración.
  • Cada vez que intento evadirme de ti dejando de verte, a los segundos invades mi mente.
  • Sueño contigo cada noche, y cuando despierto pido un deseo: que tú, lo más bonito, pueda acariciar.
  • Si adoras a Dios, que se sacrificó por tantas personas, ¿por qué no me adoras a mí, que me sacrifico tanto por ti?
  • ¿Quién es el motivo de mi felicidad? ¿Quién me da tanta energía para escribir con alegría? Pues solamente tú, vida mía.
  • No necesito a nadie más que a ti. Eres el agua de mi sed, el alimento de mi alma y la esperanza para un futuro mejor.
  • Nosotros. Así digo internamente cada vez que te pienso, porque en mis adentros tú eres mía como así aspiro ser tuyo solamente.
  • La felicidad, para mí, humildemente, lleva tu nombre y apellido.
  • Suele decirse que las matemáticas son las más perfectas de las cosas hechas por la mano humana. Lo dudo desde el momento en que te vi.
  • Eres cálida como una flor e intrépida como nadie en este mundo. Te admiro mucho, hermosa.
  • Suspiro a cada rato por ti: es por no tenerte ahora, es porque el deseo me carcome, me devora por dentro y ya no aguanto más sin ti.
  • Te veo allí adonde vaya, te escucho en cualquier lugar, y aunque no eres omnipresente, en mi alma siempre te voy a llevar.
  • Hay quien tiene miedo a la muerte, otros al sufrimiento, pero yo tengo miedo a vivir sin tu aliento.
  • Eres como un bombón: un bonito envoltorio por fuera con un dulce corazón de chocolate por dentro.
  • La rosa es la flor más hermosa de este planeta, y tú eres mi rosa, bella princesa.
  • Solo con una noche comprobarás, que si me das una oportunidad aparte de mí no necesitarás a nadie más.
Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *